#Fixed Mobile

Diferencias desde el punto de vista judío entre el judaísmo y el cristianismo

Que encontraras aquí
  1. Concepto de Dios
  2. Jesús como Mesías
  3. El rol de la Torá y los mandamientos
  4. El lugar de adoración
  5. Perspectiva sobre la vida después de la muerte

El judaísmo y el cristianismo son dos de las religiones más influyentes y extendidas en el mundo. Aunque comparten ciertos puntos en común, también existen diferencias significativas entre ambas desde la perspectiva judía.

judaísmo y el cristianismo

En este artículo, exploraremos estas diferencias y profundizaremos en las particularidades del judaísmo en contraste con el cristianismo.

Te puede interesar leer: El papel de la mujer en el judaísmo

Concepto de Dios

Una de las principales divergencias entre el judaísmo y el cristianismo radica en su concepción de Dios. Para los judíos, Dios es único e indivisible, y no tiene forma ni imagen. Esta creencia, conocida como monoteísmo estricto, se basa en el mandamiento bíblico de no adorar ídolos ni representaciones materiales de Dios.

En contraste, el cristianismo sostiene la doctrina de la Trinidad, que enseña la existencia de un solo Dios en tres personas: Padre, Hijo (Jesucristo) y Espíritu Santo. Esta concepción trinitaria ha sido motivo de desacuerdo entre judíos y cristianos a lo largo de la historia, ya que se percibe como una forma de politeísmo o idolatría.

Jesús como Mesías

Otra diferencia fundamental entre el judaísmo y el cristianismo se relaciona con la figura de Jesús. Para los cristianos, Jesús es el Mesías prometido en el Antiguo Testamento y el Hijo de Dios encarnado. Su muerte y resurrección son consideradas salvadoras y redentoras para la humanidad.

En el judaísmo, sin embargo, Jesús no es reconocido como el Mesías. La creencia judía sostiene que el Mesías aún no ha llegado y que su advenimiento traerá la era de la paz y la redención. Esta discrepancia ha sido uno de los principales puntos de desacuerdo entre ambas religiones, generando tensiones históricas y teológicas.

El rol de la Torá y los mandamientos

La Torá, que comprende los cinco primeros libros del Antiguo Testamento, desempeña un papel central en la vida religiosa y cultural del judaísmo. Se considera la revelación divina dada por Dios al pueblo judío en el monte Sinaí a través de Moisés. Los mandamientos contenidos en la Torá, conocidos como mitzvot, son una guía moral y ética para los judíos y abarcan todos los aspectos de la vida.

Por otro lado, el cristianismo ve la llegada de Jesús como un nuevo pacto y una nueva revelación divina que trasciende la antigua ley judía. Si bien los Diez Mandamientos siguen siendo valorados, los seguidores de Jesús consideran que la salvación y la relación con Dios se basan en la fe en Jesús y en su sacrificio en la cruz, en lugar de en la estricta observancia de los mandamientos de la Torá. Esto ha llevado a una diferencia en la forma en que se abordan y practican los mandamientos en ambas religiones.

El lugar de adoración

El lugar de adoración es otro aspecto en el que el judaísmo y el cristianismo difieren. Para los judíos, el centro de adoración es la sinagoga, donde se reúnen para orar, estudiar la Torá y celebrar festividades religiosas. La sinagoga es un lugar comunitario y educativo, donde se fomenta el aprendizaje y la participación activa de los fieles.

En cambio, para los cristianos, la iglesia es el sitio principal de adoración. Es allí donde se celebran los sacramentos y se lleva a cabo la liturgia. Además, la iglesia se considera un espacio sagrado donde los fieles se congregan para recibir la enseñanza religiosa y fortalecer su fe.

Perspectiva sobre la vida después de la muerte

El judaísmo y el cristianismo también tienen diferentes enfoques en cuanto a la vida después de la muerte. En la tradición judía, la creencia en la vida futura se basa en la idea de la resurrección de los muertos. Se espera que, en algún momento futuro, los muertos sean resucitados y haya un juicio final en el cual se recompense a los justos y se castigue a los malvados.

Por su parte, el cristianismo enseña la existencia del cielo y el infierno como destinos eternos después de la muerte. La salvación se obtiene a través de la fe en Jesús y se cree que los creyentes se unirán a Dios en el cielo, mientras que aquellos que no acepten a Jesús enfrentarán la condenación eterna en el infierno.

En resumen, el judaísmo y el cristianismo tienen diferencias significativas desde la perspectiva judía. Estas diferencias se relacionan con la concepción de Dios, la figura de Jesús, el papel de la Torá y los mandamientos, el lugar de adoración y las creencias sobre la vida después de la muerte. Aunque estas divergencias han generado tensiones y desacuerdos a lo largo de la historia, también es importante reconocer los puntos en común y buscar el diálogo interreligioso y el respeto mutuo.

¡Sube a bordo!

suscribete

¡Prometemos que nunca te enviaremos spam! Echa un vistazo a nuestra política de privacidad para obtener más información.

Te ha gustado la entrada Diferencias desde el punto de vista judío entre el judaísmo y el cristianismo puedes ver mas entradas asi en nuestra categoria de Diálogo Interreligioso.

Mas contenido de tu Interes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir